El Comercio Electrónico ha cobrado mucha fuerza en los últimos meses. Pero, ¿siempre es seguro hacer transacciones en medios electrónicos? Compartimos varios consejos desde la perspectiva legal para hacer compras en internet de manera segura antes de comprar o contratar:

1. Identificar al titular o responsable del sitio.

Además de la dirección física y otros datos de contacto del comercio, se debe verificar quién es el titular del dominio asociado al sitio web. El dominio puede registrarse a nombre de una persona natural o jurídica (el registrante) a través de los servicios de un intermediario (el agente registrador). Si hay dudas es posible consultar quién ha registrado el dominio asociado al sitio web y comprobar si es quien se identifica como responsable del sitio web o alguien relacionado con él.

2. Comprobar la información legal del sitio.

La información legal de la tienda online, suele incluirse secciones como “Aviso legal”, “Términos de uso” o “Política de privacidad” que constan en enlaces dentro de la página principal del sitio web.

La información legal es fundamental porque:

  • Permite saber contra quién debemos reclamar, ante un posible conflicto.
  • Determina las leyes aplicables y las autoridades de control competentes.
  • Permite conocer los derechos que asisten a los usuarios.

Nota: Si estás desarrollando tu sitio o tienda online, te ayudamos a desarrollar tu política de privacidad y términos de uso, para que cumpla con la normativa vigente y evites contingentes. ¡Consúltanos!

3. Informar sobre el tratamiento de datos personales.

Si se recaban datos personales, se deberá informar:

  • Quién es el responsable del tratamiento de datos, la finalidad del mismo y la legitimación para tratarlos. Los datos personales sólo pueden ser utilizados para aquellos fines de los que se ha informado. Para otros fines como publicidad o para entregarlos a un tercero, por ejemplo; deberá informarse explícitamente y ofrecer la posibilidad para que el usuario se oponga.
  • El plazo de conservación de los datos, y la posibilidad de ejercitar los derechos de protección de datos. El usuario no deja de ser el titular de sus datos personales y, por tanto, le asisten los derechos que le reconoce la normativa. El sitio debe informar sobre la posibilidad de ejercer los derechos de usuario y del procedimiento a seguir en caso de requerirlo.

Nota: Si tienes dudas sobre si tu política de privacidad o términos de uso cumple con lo necesario para cubrir a tu negocio o a tus clientes, ¡consúltanos!

4. Verificar la reputación del sitio y señales de confianza

  • Es preferible realizar compras en páginas oficiales o con reputación y prestigio consolidado. Suelen incluirse indicadores de satisfacción que brindan algo más de confianza.
  • Es recomendable compara en un sitio donde se expone un espacio para preguntas de los usuarios sobre el producto o servicio ofertado.
  • Sospechar de tiendas con precios muy por debajo del precio de mercado, o si todos los productos se venden al mismo precio, independientemente del modelo.
  • En cuanto al diseño de la web, desconfiar si no transmite homogeneidad (varios tipos de letra en la misma ventana), si la calidad de las imágenes no es buena (pixeladas, o con marcas de agua), aparecen textos mal traducidos
  • Descartar la compra si el sitio anuncia varias formas de pago, pero finalmente sólo acepta tarjeta de crédito.

5. Aplicaciones fraudulentas.

De la misma forma que con sitio web tradicional, es necesario verificar la seguridad de las aplicaciones que descargamos para realizar compras en internet. Para ello tomar en cuenta:

  • Asegurarse que se descarga la app oficial, es decir, que no se trata de una suplantación de la legítima.
  • Comprobar cuál es la entidad que figura como desarrollador.
  • Verificar que tenga política de privacidad y leerla, así como la política de pago y seguridad.
  • Revisar los permisos de la app sobre qué solicita al instalarse y para qué. Valorar si son razonables para el funcionamiento que ofrece.
  • Consultar los comentarios y la valoración que han realizado otros usuarios sobre la app antes de instalarla o comprar a través de ella.
  • Revisar el número de descargas de la app. Esto puede dar pistas sobre una app fraudulenta.
  • Evitar siempre descargar apps de repositorios no oficiales.

Nota: Si estás desarrollando tu sitio o tienda online, te ayudamos a desarrollar tu política de privacidad y términos de uso, para que cumpla con la normativa vigente y evites contingentes. ¡Consúltanos!

RECUERDA:

Brindamos asesoría a empresas y comercios que utilizan canales electrónicos, para documentar sus transacciones adecuadamente. Para obtener más información contáctanos:

Verónica Castillo / vcastillo@cevallosnoboa.com / + 593 99 450 3137

En nuestro blog encontrarás también consejos legales sobre el MEDIO DE PAGO para compras en internet y consejos legales sobre INCONFORMIDADES en compras por internet.